28 Mar - 2018
Categorías:

Desafíos del Urbanismo Moderno

A lo largo de la historia, la arquitectura ha presentado una serie de retos y desafíos para poder brindar un desarrollo sustentable a la sociedad. Es así como a partir de 1910 y 1930 entra en escena el movimiento modernista en Europa, que dio pie a lo que hoy día conocemos como urbanismo moderno. Un movimiento intelectual en las artes, diseño arquitectónico y urbanístico que también abarcó otros aspectos de la vida social.

¿Cómo es una ciudad moderna? ¿Qué requisitos debe tener para satisfacer las necesidades de los usuarios? La tendencia actual es la de modernizar las ciudades, pero para lograr este objetivo se tienen que tener ciertos aspectos fundamentales que la distingan de otras.

Las características más comunes que solemos apreciar en urbanismos contemporáneos es la implementación de aspectos ambientales y tecnológicos. Es allí donde destacan las construcciones ecológicas de los nuevos edificios o viviendas, así como la intervención de construcciones antiguas mediante la rehabilitación, restauración, renovación y regeneración, con el objetivo de agregarles valor y disminuir su impacto ambiental producido por el común desgaste de los materiales y equipos a través de los años.

Se debe promover la preservación de espacios verdes y aumentar su extensión si es escasa. Invertir y desarrollar estrategias de movilidad sustentables en las ciudades y que fomente y mejore el transporte público, bicicletas y otros medios de bajo impacto ambiental.

Grandes ciudades, grandes poblaciones

El aumento del número de habitantes de un establecimiento, más allá de un cierto límite, afecta las relaciones entre ellos y el carácter de la ciudad. Cuanto mayor es el número de individuos que participan en un proceso de interacción, mayor es la diferenciación potencial entre ellos.

En una comunidad constituida por una cantidad de individuos que excede a aquélla en la que puedan conocerse íntimamente unos a otros y sea dado reunirlos en un solo lugar, se hace necesario comunicarse a través de medios indirectos y articular los intereses individuales por un proceso de delegación.

Es así como se hace necesario realizar acciones y establecer políticas que logren reducir la desigualdad social y la pobreza; ya que muchas de las facilidades técnicas, oficios y organizaciones surgidas de la vida urbana sólo pueden crecer y prosperar en ciudades donde la demanda es suficientemente grande.

Además se deben planificar políticas energéticas basadas en energías renovables y diversas, para impulsar el uso de energías limpias tanto en forma doméstica, así como  también en un uso industrial. Extender los servicios públicos al conjunto de la sociedad como agua potable, servicio de alcantarillado, electricidad, Internet, gas, entre otros.

¿Qué otros retos enfrenta la arquitectura moderna?

El desarrollo de las grandes urbes está asociado al constante implemento de programas de reciclaje de todo tipo de materiales. Educar en materia ambiental en educación formal e informal sobre los cuidados al medio ambiente y que pautas de consumo se deben modificar, son parte de las estrategias que se deben implementar en las ciudades modernas.

Priorizar el uso de tecnología ecológica y eficiente en materia de energía. Promover el ahorro energético y el uso racional de la energía en todas las áreas de las ciudades.

En muchos otros aspectos, cuanto más grande es la ciudad, más manifiestas son las características específicas del urbanismo. Bien sopesaba el Arquitecto Theo Crosby: “si no podemos aceptar o absorber la destrucción de nuestras viejas ciudades para acomodarlas a nuestras aspiraciones, debemos establecer un sistema de prioridades”.

 

By: Msc. Arq. Diego Butrón
Mega Ciudades Arquitectura & Urbanismo

Escriba una Respuesta o un Comentario